jueves, 21 de junio de 2007

lo abandoné!



Tuve que abandonarlo en el andén.
Solo me quedaba un billete en la tarjeta del metro.
"Es peligroso asomarse al exterior" -decía el cartel-.
No volví la cara al dejarlo. Allí se quedó.
Solo. En una estación para él desconocida.
Nos separamos ante las miradas indiferentes
de los usuarios.
.

22 comentarios:

De cenizas dijo...

¿No añorarás su música? ¿O el tacto de sus cuerdas?

besos

Valeria dijo...

Abandonarlo?
"Él nunca lo haría"

Un beso, Gwynette

Lucía dijo...

¡Uy, qué dura te has puesto!
Un abrazo.

nomesploraria dijo...

Un cello abandonado en el metro... si lo encuentro te busco y te lo devuelvo, no puede estar sin su dueña y no puede caer en manos de un bruto. ¿Te acuerdas del relato de Ch. P. perdiendo su saxo alto en el metro de París?
Empiezo a intuir lo que hacías en Санкт-Петерб́ург

thoti dijo...

.. es que cuando te abandonan te sientes perdido y a nadie parece dolerle como a ti.. ahora, si solo tenías un billete y era peligroso asomarse mucho rato, pues lo entiendo perfectamente.. que se quede en el andén, ahí todo tieso.. seguro que duele pero si es lo mejor.. bien hecho está.. ¡la vida!..

.. besos alcachofi..

Letra de Mujer dijo...

Què pena me ha dado!

ahhh dijo...

Pues haberlo "colado" xiqueta!!! que seguro que el revisor no se hubiera dado cuenta ;-)

Y el cartel ese estaba equivocado, lo realmente peligroso es asomarse al interior...


un b7 carxofa

Bohemia dijo...

Creo que yo le hubiera cedido mi lugar dentro y me habría quedado en el andén...Que poco me gustan las despedidas...

...Adios...

Senses & Nonsenses dijo...

qué bien elegida la foto!!!
es peligroso, pero hay que asomarse al exterior.

Piel de letras dijo...

Seguramente no lo quería... por eso ni volvió la cabeza.

Yo no le habría dejado en el andén impunemente. Quizás -si no le quisiera mas- habría dejado que "accidentalmente" cayera en las vías ;oP
Jajajajajaja

Apapachos

Edanmir dijo...

El también te dejo, sino se hubiera colado al metro. Eso si, el cello tiene una vida nueva, lo he visto en una orquesta de rumanos en la calle princesa. Salu2.

Nerim dijo...

No sé quien me ha dado mas penita, si tú o el cello.
Un abrazo
Nerim

LE MOSQUITO dijo...

A mi también me ha dado pena, y porque esta la refuerza la fotografía, con esa mano que deja, pero que no quiere dejar.
Qué pena.
:(

fgiucich dijo...

Tantas cosas vamos dejando en los andenes de la vida, que no nos damos cuenta que nos abandonamos a nosotros mismos. Abrazoa.

TOROSALVAJE dijo...

Toma ráfaga.

Si supieras lo que me gustan tus ráfagas me las cobrarías.

Me encantó.

Besos.

Nekane dijo...

Nunca debiste abandonarlo. Pudiste sacarle provecho, mendigar en su compañía, abrazarle y que el resto viese cuanto le querías.
Pedir, suplicar misericordía, arrodillarte y llorar al compas de sus notas, pero nunca dejarlo atrás.
No te lo vas a perdonar...
Un beso compasivo

Indigo dijo...

Qué asco de gente, yo no me quedaría indiferente ante esa despedida.
Hago mío lo de Toro.
Besote

FER dijo...

Qué cruda esta ráfaga.

Pero creo que es mucho más peligroso asomarse al interior.

Beso

Tanhäuser dijo...

Seguro que encontrará el camino de vuelta, no te preocupes. Preocúpate más de bajarte en la parada correcta.
Besos

humilde dijo...

....a mi me suena a elegir tu propio camino, con algo de necesitado egoísmo y con poco resentimiento.... no es que sea una decisión de gusto, pero es algo que se tenía que hacer....

Entre mareas dijo...

Los usuarios no siempre miran indiferentes, a mi me da pena esa despedida; pero si no había otra solución.
snif snif..

También la foto da penita.

Irene dijo...

Me da pena que tuviese que dejar el instrumento.uu...
besitos