viernes, 22 de diciembre de 2006

Alejandra Pizarnik





Escucho resonar el agua que cae en mi sueño. Las palabras caen, como el agua, yo caigo. Dibujo en mis ojos la forma de mis ojos, nado en mis aguas, me digo mis silencios. Toda la noche espero que mi lenguaje logre configurarme. Y pienso en el viento que viene a mí, permanece en mí. Toda la noche he caminado bajo la lluvia desconocida. A mí me han dado un silencio pleno de formas y visiones (dices). Y corres desolado como el único pájaro en el viento.

.

8 comentarios:

fgiucich dijo...

Ella, como nadie, supo describir a la perfecciòn la soledad. Abrazos.

Monica Rebolledo S. dijo...

Espero que en Navidad estés con mucha compañía y si no es así, recuerda que Dios te cuida y mi cariño de acompaña.
Un abrazo

Valeria dijo...

Estoy convencida que los silencios dicen tantas cosas, tantas...que no hay nada que añadir.
Pásalo bien, Gwynette.

ahhh dijo...

Tú te haces a tí misma con tu mirada, tus palabras y tus silencios...esos que no se lleva el viento.


un beso, "carxo"

El detective amaestrado dijo...

Sin embargo, nunca pude acabar con sus diarios, eran superiores a mi...

Gwynette dijo...

"Noche crucial. Noche en su noche. Mi noche. Mi importancia. Mí misma. La asfixiada ama la ausencia del aire. Memorias de una náufraga. Sueños de una náufraga. Qué puede soñar una náufraga sino que acaricia las arenas de la orilla".

una mujer atormentada, si...

143 dijo...

El texto y el cuadro de Friedrich son iguales, melancolicos...
No podrías haber complementado mejor el texto. Besos

Gwynette dijo...

sinvoz:
Me gusta que conozcas a Caspar David Friedrich !!! :)

abracitos de alcachofa